En tierra de ciegos, el tuerto será Rey…

1

El año que comienza enmarca varios acontecimientos que harán historia. Para empezar, la selección de quien será Presidente de México a partir del próximo 1 de diciembre, se dará a partir de quien tenga mayor estructura organizacional y más dinero. En este arranque del año, es en realidad, una duda.

No triunfarán las ideas brillantes o los grandes proyectos a corto, mediano y largo plazo. Ganará aquella candidata o candidato que construya día a día una simpatía, un sentimiento y hasta una razón basada en los golpes mediáticos y en las conquistas de los espacios día a día.

José Antonio Meade Kuribreña, como candidato del PRI y sus aliados, podría ser el mexicano más apto para llegar a Los Pinos. Su experiencia en el servicio público y su pragmatismo no afiliado a ningún tipo de ideología partidista, resultaría lo más atractivo para quien razona el voto, para quien está informado.

Sin embargo, esas cualidades de “Pepe Meade” no son suficientes para ganar. La elección se gana con votos y esos se generan multitudinariamente en la masa, no entre el selecto público de mexicanos pensantes.

Ricardo Anaya Cortés, como candidato de la alianza llamada “México por el Frente”, integrada por el PAN, el PRD y Movimiento Ciudadano, no tiene en su persona la mejor de las recomendaciones. Tiene varios señalamientos por corrupción, difícilmente se le puede creer y asemeja a un pandillero de callejón dispuesto a enfrentarse a quien sea para destacar.

Su fortaleza está en la estructura que conforman los tres partidos políticos, pero, sobre todo, en la influencia y el poder de los gobernadores de una decena de entidades de la república, incluida la ciudad de México, como potenciales fuentes de millones de votos a su favor.

Andrés Manuel López Obrador seguirá siendo tachado de loquito, de enfermo, de obsesionado por el poder, de mentiroso neomesías, pero la realidad es que es el aspirante más conocido en este país y continúa encabezando las preferencias.

Su gran fortaleza es el voto masivo, el voto de ese Juan Pueblo que ya no cree en nada ni en nadie, pero tiene también dos grandes debilidades. La falta de estructura de su partido, MORENA, la falta de dinero y, la segunda debilidad, es el mismo López Obrador, que mientras más hable, más se hundirá en su propia derrota.

En lo que se refiere a los candidatos independientes, todo indica llegarán a la meta, Margarita Zavala y Jaime “El Bronco” Rodríguez.

La verdad, tendría que darse un inusitado fenómeno político-social, en alguno de ellos, para poder pensar en la posibilidad de su triunfo.

Ninguno de los dos tiene una amplia credibilidad. “El Bronco” mintió al asegurar que se entregaría los seis años a cumplir con su encargo de Gobernador de Nuevo León y Margarita tendrá en su esposo, el expresidente Felipe Calderón, a una pesada carga negativa.

Sin embargo, para el estratega político, cada uno de estos actores tendrá su parte en la trascendencia de hacer ganar al más encaminado, cuando falte un cuarto para las doce, es decir, antes del 1 de Julio, el Día “D”.

La inmensa mayoría de mexicanos no tiene credibilidad ni confianza en sus aspirantes presidenciales. Pero el camino que se está siguiendo es el único para llegar al poder.

Es una tierra de ciegos. Ideal para que el tuerto pueda erigirse en Rey.

 

MADELEINE Bonafoux Alcaraz (hija de Matty Alcaraz Ortega) encargada de la promoción política en el comité estatal del Partido Acción Nacional en Sonora, se dio cuenta de un vacío legal en la recién establecida reforma para hacer realidad la paridad de género en candidaturas y procedió a llevar a cabo una promoción ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, a unas cuantas semanas de terminar el 2017… Total, el TRIFE le dio la razón y en un resolutivo del pasado fin de semana, ordenó al Instituto Estatal Electoral y de Participación Ciudadana, emitiera los criterios y lineamientos para hacer realidad la postulación de mujeres en las próximas candidaturas a las distintas diputaciones locales y presidencias municipales… Y le exigió un término: Tres días hábiles a partir de las notificación de ese resolutivo al IEE y de PC… Desde luego, la estrenada dirigente estatal panista, Alejandra López Noriega, no perdió la oportunidad de “cantar” a través de un boletín informativo, el éxito de su compañera Madeleine… ¿Qué le parece?