Realizan el encuentro de pascolas y venados en la comunidad del jupare

309

Huatabampo, Sonora. Permaneciendo dos días y una noche danzando, Pascolas y venados de varias etnias acudieron al encuentro que se realizó en el mariposario, comunidad del Jupare, lugar hasta donde acudieron autoridades municipales, estatales y federales, todas ellas relacionadas con este tema.

Dando la bienvenida, el presidente municipal, Ramón Díaz Nieblas, quien dijo sentirse orgulloso por haber nacido en una comunidad y ser el representante de los huatabampenses en este tipo de eventos, los cuales resalta mucho los orígenes de toda una región.

“Nosotros como gobierno municipal, hemos estado al pendiente de las comunidades, indígenas, en donde se tienen muchas necesidades, pero sobre todo los hemos apoyado en sus fiestas tradicionales y remodelado muchos templos ceremoniales y así lo seguiremos haciendo”, comentó.

Por su parte, Edaly Quiroz, responsable del área de patrimonio cultural inmaterial de la dirección patrimonio mundial del INAH, dijo que este evento es la punta de lanza para comenzar a trabajar sobre lo que será el expediente que se irá integrando y mandarlo a la UNESCO.

Entregándole al alcalde Ramón Díaz, una copia del documento de los primeros trabajos de investigación que se han estado realizando sobre los indígenas mayos, conservando siempre sus usos y costumbres, en una ideología extraordinaria y de mucho colorido en sus fiestas.

En el evento se tuvieron danzantes de Pascolas y venados yaquis, seris, papagos de Arizona, Guarijios, mayos de Sonora y Sinaloa, quienes permanecieron danzando toda la noche, en un área preparada para ellos, siendo acompañados por músicos tradicionales, canta venado y flautero.

Estando en el presídium, Poli Coronel Gándara, directora del Instituto Sonorense de Cultura, los delegados de INAH Sonora y Sinaloa, José Luis Perea González y Francisco Ríos Avendaño, respectivamente, José Luis Germán Espinoza, delegado de CDI en el estado, Antolín Vázquez Valenzuela y Alba Gloria Galindo, coordinador regional y coordinadora estatal de culturas populares del ISC, respectivamente.

Concordando todos ellos, en que las danzas del pascola y venado, son una riqueza cultural, que no solamente identifica a una etnia, sino a toda una región, ya que se rompen fronteras, siendo reconocidas a nivel mundial, recogiendo rico que tienen y hacer un documento para que se conserve integro todo.